29 may. 2015

Crímenes exquisitos de Nieves Abarca y Vicente Garrido







Título: Crímenes Exquisitos.
Autor: Vicente Garrido y Nieves Abarca..
Editorial: Versátil.
Año de lanzamiento: 5º edición Octubre 2014
Género: Novela Negra.




Sinopsis:


El cuerpo de Lidia Naveira, una joven de la alta sociedad coruñesa, aparece flotando en el estanque de Eiris recreando la famosa Ofelia de Millais.

¿Qué relación tiene este crimen con el macabro asesinato acontecido meses antes en la Abadía de Whitby?
La inspectora Valentina Negro, con ayuda del famoso criminólogo Javier Sanjuán, liderará una investigación que la llevará a colaborar con Scotland Yard, en una oscura trama a caballo entre A Coruña y Londres.

Lo que nadie puede llegar a sospechar es que en la vertiginosa cuenta atrás para atrapar al asesino, deberán enfrentarse a las obsesiones más inconfesables de la sociedad actual.




Opinión personal:

Me gustaría, para comenzar, dejar constancia de los periplos a los que se ha visto arrastrado mi ejemplar de esta novela, y que tras múltiples mudanzas de una servidora, ha tenido que seguir mi camino por vía postal. Esta, y no otra, es la razón de que me haya demorado más de lo deseado en reseñar una novela que tras los regalos navideños, se encontraba entre mis más inmediatas prioridades lectoras.

Crímenes exquisitos es mucho más que una novela negra que narra la sucesión de los asesinatos de un maníaco despiadado. Es un análisis pormenorizado de la mente criminal, un alarde de la ciencia criminalística y forense, planteada por sus autores con tal elegancia, desparpajo narrativo y buen gusto, que solo los amantes de la Criminología, y fervientes seguidores de Vicente Garrido, nos podíamos percatar de que es toda ella una lección magistral sobre perfiles criminales y ciencia forense en general.

Nieves Abarca aporta todo lo demás, convierte lo que unos pocos hubiéramos recibido entusiasmados, pero que la mayoría no hubiera visto más que como un libro de texto, en una novela plagada de personajes, de tramas adictivas, de situaciones que te dejan sin aliento mientras esperas el final de una escena para coger aire y retomar, con ansiedad de lector compulsivo, la siguiente.

Una novela rápida, ágil, sin momentos huecos o vacíos de trama, donde todo es necesario para alcanzar un desenlace tan esperado como insospechado.

En resumen, una novela exquisita, que ningún amante de la novela negra debería permitir que faltase en su biblioteca.


A los autores, mi más sincera enhorabuena por un trabajo tan profesional, tan bien compaginado y compenetrado. Solo me queda decir, que ya tengo la segunda parte aguardando entre los libros de mi mesilla de noche y que espero de corazón, no "marearlo" demasiado.



María Martínez Ovejero.

No hay comentarios:

Publicar un comentario